El traumatismo craneal leve sin pérdida de conciencia, tan solo aturdimiento o desorientación durante algunos minutos o escasas horas, puede provocar una variedad de síntomas físicos, sensoriales, cognitivos o mentales, sin que haya forma de diagnosticar objetivamente su gravedad.

Una compañía norteamericana ha desarrollado una tecnología que puede convertirse en una manera estándar para detectarlas.

Más allá de los síntomas, la FDA ha aprobado un sistema denominado EYE-SYNC, que utiliza un par de gafas de realidad virtual equipada con rastreadores oculares para evaluar si una persona está experimentando una conmoción cerebral.

Se sabe que las personas con conmoción grave experimentan dificultades para rastrear objetos en su campo de visión. Esto es relativamente fácil de decir en casos agudos, pero cuando son menos evidentes, los movimientos inusuales de los ojos son muy difíciles de medir a simple vista.

El sistema implica al usuario siguiendo los movimientos de un punto que se mueve alrededor de un círculo. Realiza un seguimiento de cómo los ojos se incluyen en la tarea y proporcionan un gráfico fácil de leer de la actividad ocular. Hace tres años, EYE-SYNC recibió la aprobación de la FDA para "registrar, ver y analizar los movimientos oculares en apoyo de la identificación del deterioro visual". La nueva designación puede conducir a un verdadero producto de diagnóstico que se considera objetivo para neurocirujanos, neurólogos y oftalmólogos.

Fecha: Lunes, 11 Marzo, 2019