Un tratamiento aplicado con un dispositivo denominado Starstim, redujo la incidencia de las convulsiones en al menos un 40% desde el inicio en el 75% de los pacientes.

La estimulación eléctrica del cuero cabelludo es un método indoloro que mejora la epilepsia que no responde a los medicamentos. El dispositivo, que se controla a distancia, permitirá a los médicos configurar o modificar el tratamiento según las características de la enfermedad de cada persona.

El estudio se realizó en 17 pacientes que no habían respondido al menos a 2 medicamentos antiepilépticos. Consistió en la administraron 20 minutos de estimulación 10 veces durante un período de 2 semanas, seguido de un período de control de 8 semanas para medir la frecuencia de las crisis.

La tecnología desarrolla un protocolo personalizado dirigido a las áreas del cerebro donde se originan las convulsiones. La terapia es utilizada en personas que no son candidatos para la cirugía de epilepsia y aquellos que se hubieran sometido a una cirugía y continuaran con convulsiones.

Pacientes y familiares han visto claras mejorías en el bienestar y calidad de vida, según manifestó Alexander Rotenberg, profesor asociado de neurología en el Boston Children's Hospital y Escuela Médica de Harvard.

El estimulador utilizado no solo permitirá una comprensión detallada del efecto provocado por la electricidad, sino que, eventualmente, podrá servir como una guía para ajustar los parámetros de estimulación y mejorar el protocolo eléctrico a través de sistemas de circuito cerrado.

Fecha: Martes, 12 Marzo, 2019